TOKYO: Ueno-Ameyoko-Toshogu-Betendo-Zoológico

UENO

Estamos en nuestro dia 4 de viaje.

Hoy vamos al Barrio de Ueno.

Para llegar a Ueno, puedes utilizar la JR YAMANOTE LINE, la GINZA LINE o la HIBIYA LINE. A la salida de la estación elegid la salida Ameyoko

AMEYOKO

Ueno, es uno de los barrios de Tokio que destaca por un gran parque, museos, pequeños templos y un zoológico. En su zona comercial está el mercado de AMEYOKO.

Para llegar al mercado de Ameyoko, tienes que bajarte una parada antes, en OKACHIMACHI del JR, o en UENO- OKACHIMACHI del metro. Ameyoko, es la calle que corre debajo y paralela a las vías del Yamanote line, a la que se sale desde la estación.

Es un mercado callejero al aire libre, con puestecitos que venden comida , caramelos, ropa, cosméticos, maletas, de todo y a precios de mercado chino. Es pintoresco y vale la pena la visita. Es un Rastro en el que se vende de todo.

También había pequeños restaurantes abiertos a la calle y nosotros compramos la comida en la pescadería de al lado y ellos nos lo prepararon.


Al terminar esta calle, llegamos al parque Ueno, donde lo primero que vemos es la estatua de Saigo Takamori con su perro. Takamori era el último samurái, que inspiró la película de Tom Cruise, El Ultimo Samurái

El parque Ueno, tiene una avenida principal con cerezos a los dos lados del paseo, que florecen en primavera.

 

Kiyomizu Kannon-do

Continuamos andando hasta el templo Kiyomizu Kannon-do, que guarda una estatua de la divinad budista de Senju Kannon. Tiene un bonito balcón con vistas al lago. A este templo, vienen las mujeres que tienen problemas de fertilidad. Si logran tener un hijo volverán al templo para traer una muñeca. Todas las muñecas allí guardadas se quemarán cada 25 de septiembre.

Templo Betendo

Siguiendo, llegas a unas escaleras que van hasta el estanque Shinobazu, cubierto por lotos que florecen en agosto. En un islote está el Templo Betendo, cuya entrada es gratuita.

Templo Gojo-Tenjin

A continuación, llegamos al Templo Gojo-Tenjin, pasando por los Tori rojos, aquí viene los estudiantes a orar para aprobar….

Mas adelante, esta la cabeza de Buda de Ueno,

Santuario Toshogu

El siguiente, es el Santuario Toshogu, que es el templo más famoso de Ueno. La entrada cuesta 1500 yenes. Se le conoce como el templo de oro, porque se utilizó gran cantidad de oro. Construido en el siglo XVII. . La pagoda de 5 plantas y la avenida enlosada que conduce al santuario rodeada de faroles de piedra y mas de 50 de bronce

 

Templo Kaneiji

Vemos una Pagoda altísima y llegamos hasta el templo Kaneiji que está abierto desde las 9:00 hasta las 17:00,

Zoológico

Siguiendo el camino hacia una plaza con una fuente, está la entrada al zoológico y también la entrada a alguno de los museos mas importantes de Tokio. El precio de la entrada al zoológico, que varia según la edad del visitante, es de 600 yenes

Lo más característico de este zoo es que fue el primero en abrir en Japón. Cuenta con 10.000 animales. La mayor atracción son los pandas gigantes.

Torre de Tokyo

Desde Ueno, tomamos el metro para ir a la Torre de Tokyo, que se encuentra en Minato-ku. La parada de la linea Hibiya es la estación de Kamiyacho y la salida es la 1 o la 3. En la linea Oedo llegas hasta la estación Akabanebashi. A la estación Hamamatsucho llegarás con la linea Yamanote, aunque tendrás que andar unos 15 minutos.

La Torre de Tokyo, que se terminó en 1958, es muy parecida a la torre Eiffel, aunque ésta está pintada en rojo y blanco y mide 8,60 metros más. Se utiliza como torre de radiodifusión. Tiene 333 metros de altura. Tiene dos miradores, uno a 150 metros. El otro a 250 metros (en nuestra visita estaba cerrado por obras).

El precio para el observatorio principal es de 900 yenes,

En la base de la torre está el Foot Town, donde se puede comer y donde están los ascensores para el observatorio principal a 150 metros, Si quieres subir hasta el observatorio a 250 metros, tendrás que comprar un billete combinado de 1600 yenes.

Como habíamos subido al edificio del Ayuntamiento, durante el día, teníamos interés en, ver y fotografiar, las imágenes nocturnas de Tokyo.

Para cenar fuimos a una barra de sushi, en el que por medio de una cinta transportadora pasaban los platos por delante de nosotros

 

Autor: Mercedes

Compartir este artículo en

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *